¿Rojeces en la cara? Síntomas, causas y tratamiento de cuperosis.

Seguro que en alguna ocasión has visto como tú mism@ u otra persona tenía la cara roja y no precisamente por tener calor, sino más bien por la exposición a temperaturas extremas, normalmente por frío.

El invierno no sólo nos castiga con catarros, sino que la salud de la piel se ve resentida y puede aparecer la denominada “cuperosis”, un efecto secundario del frío o de la exposición prolongada a temperaturas extremas, cuya apariencia es como una “tela de araña” producida por pequeños capilares en la piel de color rojizo que se dilatan y aparecen normalmente en la nariz y en las mejillas, aunque también puede verse en otras zonas de la cara.

Puede ser de dos tipos:

·        Cuperosis rosácea:

Se produce alrededor de nariz y los pómulos. En ocasiones puede confundirse con el acné. Esta afección sucede normales por estrés, inseguridad o por consumir alcohol.

·        Cuperosis adquirida:

Es provocada por agentes externos como la exposición al sol o por abuso de las lámparas de rayos uva. También puede aparecer si usan cremas con cortisona o por mala reacción a determinados cosméticos.

Hoy te explicaremos cómo combatirla con sencillos remedios naturales y como no, Arahí dispone de su gama de productos de vid roja, un ingrediente natural que ayuda a aliviar los síntomas de la cuperosis con productos como:

  • La infusión de vid roja.
  • La crema facial que hidrata y mejora el riego sanguíneo.

Los remedios naturales que pueden eliminar el enrojecimiento son:

Agua de limón.
El limón es eficaz para eliminar las manchas de la cara y para tratar la cuperosis. Lava las zonas enrojecidas con limón, enjuágalo y aplica unas gotas de aceite de germen de trigo para hidratar.

Si tienes el cutis sensible, el limón no es recomendable pues podría producirte más enrojecimiento de la piel.

Infusión de manzanilla
La manzanilla es un eficaz tratamiento contra esta afección de la piel. Puede ayudarte a aliviar el enrojecimiento. Simplemente hay que aplicar la infusión con un algodón, dejar que se seque y repetir la operación hasta que se reduzcan las venas rojas. También se puede dejar toda la noche y enjuagar  a la mañana siguiente.

Cómo prevenir la aparición de la cuperosis

La remolacha es uno de los alimentos que pueden prevenir la cuperosis, además de otros consejos como aumentar el consumo de frutas frescas y verduras para estimular la circulación la sangre, el consumo de alimentos como la remolacha, los cítricos, la cebolla y el ajo, tomar infusiones de té verde, cola de caballo, romero, etc. y beber mucha agua, disminuir o evitar el consumo de alcohol y tabaco, así como el vinagre en las comidas y además, tomar bebidas tibias evitando temperaturas excesivamente calientes o frías.

También puede interesarte…